POR CULPA DE UNA LLANTA PONCHADA TERMINÓ ENTRE LA MALEZA CARRETERA

Una llanta ponchada hizo que el guiador de un Versa perdiera el control del volante y terminara saliéndose de camino, cuando apenas tomaba la carretera de Progreso para enfilar hacia Mérida.

El accidente se dio la tarde de ayer y fueron tantos sacudones y golpes los que sufrió el conductor, que tuvo que ser valorado por paramédicos de la SSP.

De acuerdo con lo que se averiguó, el vehículo salió de Progreso con destino hacia Mérida. Se trató de un Versa de placas YYV170C al mando de J.L.D.N., quien había avanzado muy poco cuando estalló un neumático, a la altura del kilómetro 32+900, lo cual le hizo perder el control del volante y se fue hacia la izquierda.

El auto se clavó en la maleza aledaña a la vía, quedando atorado ahí. Como pudo, el guiador salió y pidió ayuda, llegando en su auxilio no sólo agentes policiacos, sino también su aseguradora y hasta paramédicos para valorarlo. Tras verificar que no tenía lesiones ni golpes de consideración, se solicitó apoyo de una grúa para rescatar el auto.

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.